Páginas vistas en total

sábado, 23 de noviembre de 2013

¿qué gasta mas encender y apagar la calefaccion o dejarla encendida todo el tiempo?

Solo en este libro he conseguido dar con una explicación de si es mejor tener la calefacción continuamente encendida o hacerlo a intervalos en invierno.
Siempre hay dudas y habladurias acerca de si es mejor tener la calefacción siempre encendida o si por contra es mejor encenderla intermitentemente.
Esperamos sacarlos de dudas y que tengáis mas claro si es mejor encender la caldera durante todo el día o dejarla apagada hasta que no estemos en casa.

Este es el fragmento

Calentamiento de locales

Fuente: Manuales Técnicos Labor
Johannes Korting
Calefacción y ventilación
Ediciones Labor s.a.
Barcelona-Buenos Aires 1930

jueves, 14 de noviembre de 2013

Depósito o acumulador de inercia en pellet


Hemos decidido realizar una entrada para tratar de explicar el problema de la inercia ya que vemos casos casi a diario de clientes que si lo necesitaban y no lo tenían y clientes que no lo necesitaban y lo tienen. Hay que entender que con según que fabricante trabajemos, la inercia siempre les será positivo, pero hay otros a los que no.

1º hay que desvincular la inercia de acumulación con la inercia de un suelo radiante, ya que muchos instaladores asocian esto y ponen inercia en suelos radiantes por el juego de palabras.

La inercia de un suelo radiante no es más que la capacidad del suelo de almacenar el calor y tardar un tiempo en enfriarse y lo mismo al calentarse, pero nada, absolutamente nada tiene que ver con la inercia que podemos necesitar para una caldera. Entonces no cometamos el error de asociar esto, aunque algunos casos como veremos después están relacionados.

La inercia de una caldera es la cantidad de energía que sigue emitiendo la caldera una vez se para, porque aún está caliente, o el tiempo que necesita en calentarse desde que la enciendes.

En principio, son cosas parecidas pero que nada tienen que ver.

2º para que se usa la inercia en calderas de pellet? Esta pregunta tiene varias respuestas y trataremos de verlas una por una.

Para comprender las respuestas antes debemos entender la modulación. La modulación es la capacidad de una máquina para trabajar en diferentes potencias, adaptándose a la demanda de la vivienda en cada momento. Para ello, se sirve de una sonda exterior que mide la temperatura de la calle y una serie de temperaturas interiores como: la de la vivienda, la que tú quieres dentro, la del agua de calefacción que te está mandando a la casa y la de la propia caldera en su interior. Con estas temperaturas la caldera sabe que ocurre fuera, dentro, en el circuito de radiadores o suelo y dentro de la caldera, y así calcula la potencia exacta que necesitas en ese preciso momento y además es capaz de anticiparse a los cambios con un simple reloj.

Normalmente en España, debido a nuestras normas de aislamiento en construcción y nuestras costumbres, tenemos un nivel bajo - medio de aislamiento en comparación a países Europeos, pero en los últimos proyectos que se están realizando parecen mejor encauzados.

Esto quiere decir que: Por ejemplo en países Europeos como Austria, Alemania, Suiza, etc, cuando uno enciende la calefacción necesita que la máquina esté entregando el máximo para calentar la vivienda, pero que ocurre cuando la vivienda ya está caliente? En este punto en el nivel más bajo, la vivienda puede llegar a pedir sólo el 10% de lo que pedía al principio, sólo para mantenerse en según que horas.

En España, las viviendas por su aislamiento regular y las malas costumbres que tenemos de no usar bajas temperaturas de noche y querer 25º siempre, no llegan casi nunca a pedir valores tan bajos y como mínimo, pueden pedir un 30 - 40 % de su potencia total para mantenerse.

Ejemplo: La vivienda pide 10 kw como norma general, en su máxima demanda. Por la noche, cuando bajamos grados para dormir o por ejemplo a las 2 de la tarde cuando tenemos un sol brillante dando de cara en la vivienda, puede exigirnos sólo unos 3 - 4 kw para mantenerse a 21º.

Si la máquina que tengo instalada es capaz de darme 10 kw como máximo y 3 kw como mínimo, ocurre que sea la hora que sea y la demanda que sea, mi máquina se mantendrá encendida 24 h. Esto es el principio de la modulación, que la máquina se adapte para no pararse o hacerlo lo mínimo posible. Y por arte de magia, aquí está el ahorro que podemos prometer... ese 45% que muchos prometen con calderas mal dimensionadas o deficientes que luego claro: no es más que un 25% de ahorro.

Las máquinas más económicas no son capaces de modular en estos registros, y algunas ni si quiera modulan o hacen el intento, entonces el problema sería que dicha máquina pararía muchas veces al cabo del día, cuando la vivienda pidiera sólo 2, 3 o 4 kw para mantenerse.

Si dejamos que la máquina encienda y pare muchas veces estamos acortando su vida de forma drástica. Que podemos hacer? Montar un tanque de inercia que es en principio engañar a la caldera para que se crea que nuestra vivienda o es más grande o no aguanta calor alguno, pero que después de calentar un tanque de 700 o 1000L de pronto le decimos: PARA! Hasta luego o hasta mañana.

Respuesta 1: Por lo tanto, la inercia se usa para cubrir la deficiencia de la caldera en modulación.

Otro punto es la sobre dimensión. Ya tenemos una entrada hablando sobre el gran error Español...

Pero expliquemos la razón de la inercia en este caso.

Resulta que tengo un proyecto que me pide 10 kw reales, pero claro el fontanero de turno o cliente encajonado quieren poner 20 o 25 kw, porque es lo que tenía antes en gas oil y me iba fenomenal de calor la verdad... Llega cualquier distribuidor que no quiere perder la venta y accede, toma la caldera!

Caso caldera deficiente:

Tenemos 25 kw, con modulación mínima o nula, y una vivienda que me pedía 10 kw. Cuando en horas de bajo consumo me pida 2, 3 o 4 kw que ocurre? ON/OFF todo el día. Y si me pide el máximo 10 kw porque hace mucho frío? ON/OFF todo el día.

Caso caldera con modulación 100/30%:

Tenemos 25 kw que al mínimo (30%) trabaja a 7,5 kw. Cuando en horas de bajo consumo me pida 2, 3 o 4 kw que ocurre? ON/OFF todo el tiempo. Y si me pide el máximo de 10 kw porque hace mucho frío? Modularemos hasta que baje lo que pide la casa de 7,5 kw, entonces, ON/OFF todo el tiempo.

Respuesta 2: Para solucionar la sobre dimensión y que la caldera no arranque y pare 20 veces al día, mandamos toda la potencia a un tanque y cuando el tanque esté servido, entonces la máquina para y no arranca de nuevo hasta que el tanque se enfríe. Mientras tanto, sacamos de forma más rudimentaria el agua caliente del tanque para calentar la casa, lo que al final resulta que la caldera que pusimos encajonados, que vale para calentar tu casa y la del vecino, sólo enciende 2 o 3 veces al día. Con esta solución, arreglamos el problema del ON/OFF pero perdemos la modulación del fabricante, eso por lo que nos cobran una pasta y ellos en Austria pasan miles de horas perfeccionando.

Resulta que queda otra opción, otra respuesta que dar.

Pongámonos en la piel de un fontanero o instalador que comenta: Trabajo con máquinas automáticas Austriacas o Alemanas y está muy bien todo este discurso de la inercia si o no, pero, porqué el fabricante me aconseja inercia si está bien dimensionada la caldera? y más aún cuando paso de unos 20 kw?

Vamos a tomar aire para estas 3 posibles respuestas.

1º Porque mantener la combustión limpia y eficiente en valores bajos: desde 1 a 7 kw, es complicado, muy complicado y se pueden causar problemas de corrosión y atranques. Este depende mucho del tipo de quemador que disponga la máquina y de la forma que el pellet entra en el él. Pero básico, es disponer de un sistema de control de la combustión muy sensible (y no me refiero a la ultra conocida sonda lambda).

2º Porque quizás, sea un anuncio engañoso y alguna que otra máquina no sea capaz de modular hasta donde el fabricante anuncia en sus folletos.

3º Porque en definitiva, no confían en garantizar una larga vida del aparato obligando a trabajar en valores bajos de combustión.

Poniendo inercia, perdemos modulación pero tenemos una combustión en valores altos, lo que tranquiliza bastante a algunos fabricantes.

Aspectos más técnicos:

Se puede usar inercias en diferentes casos más técnicos como regulaciones exteriores complicadas, baratas, o casos de demandas muy variables como hoteles, colegios, etc.

Regulaciones baratas me refiero a sistemas de electro válvulas y termostatos de ON/OFF. Muy usuales en sistemas de Gas o Gas Oil.

Se puede usar en diferentes formas como en paralelo. Tal y como la usamos en Windhager. La caldera trabaja contra la vivienda pero cuando no puede bajar tanto, entonces desviamos a la inercia y viceversa. Si en algún momento el tanque llega a su valor de temperatura máxima, entonces paramos la caldera y tiramos del tanque, todo de forma automática. Pero así, seguimos manteniendo nuestra regulación original y su debida y necesaria sonda exterior.

Se puede usar también para amortiguar calderas que no disponen de estudio o tecnología de inercia propia de la caldera, lo que significa que una vez se para, sigue entregando varios Kw durante un tiempo hasta que se enfría.

CÁLCULO DE RADIADORES

Para realizar el cálculo de la potencia necesaria de los radiadores a instalar se puede considerar el siguiente procedimiento:

radiadores
Zonas Climáticas. Factor C y Factor O
Elegir la zona en el mapa donde se va a realizar la instalación.

radiadores

Buscar el correspondiente valor en Kcal/h.m3 dependiendo de la habitación donde se va a instalar la calefacción.


Calcular la Potencia. 

Para ello, sólo tiene que multiplicar el FACTOR C correspondiente a la Zona  climática, el FACTOR O correspondiente a la Orientación, el valor DEMANDA DE CALOR correspondiente a la Habitación, los metros cuadrados de la habitación a calefactar y por 2,5m que corresponderá a una altura promedio de la habitación.

El resultado será un valor expresado en Kcal/h que serán distribuidos en elementos según las tablas ofrecidas por el fabricante de cada marca y modelo.


Estas tablas se pueden descargar en los siguientes enlaces:

Radidores Ferroli EUROPA

Radidores Ferroli XIAN

Radidores Lamborghini ARENA

Radidores Roca AV 1800

Radidores Roca MEC

Radidores Roca DUBAL


En algunas tablas los valores serán expresados en W (watios) por lo que se recomienda multiplicar por 1,16 para obtener el resultado expresado en W y seleccionar en las tablas dadas por el fabricante.

martes, 13 de agosto de 2013

La calidad del Pellet


Ventajas del uso del pellet como combustible

  • La Biomasa es una fuente de energía inagotable y no contaminante.
  • Disminuye la dependencia de combustibles fósiles y los problemas deribados de su uso.
  •  Ayuda a la limpieza de los montes y al uso de los residuos de las industrias.
  • Para el propietario de la instalación de aprovechamiento: disminuye la factura energética al reducir la cantidad de combustible que se debe adquirir del exterior.
  • Para el conjunto de la sociedad: el uso de la biomasa presenta, al igual que ocurre con otras energías renovables, numerosas ventajas medioambientales y socioeconómicas.

Dentro de un uso doméstico hay que destacar el uso de las Calderas de Biomasa de última generación, totalmente automáticas, cuyo combustible son los pellets, que dejan de lado los combustibles fósiles, ya que es más económico (se consiguen ahorros considerables por su bajo coste) y más cómodo de utilizar, sin olores ni escapes. Son el complemento ideal para una instalación solar térmica.

La calidad del combustible Pellet

Las calderas de biomasa alcanzan su mejor rendimiento y funcionamiento óptimo cuando se emplean pellets de buena calidad. Para ello son adecuados como combustible sólido los pellets que cumplen las normas ÖNorm M 7135, DIN 51731 o DIN Plus u otros que presenten características similares.


Normas ÖNorm M 7135, DIN 51731 y DIN Plus



Es imprescindible que el pellet tenga una buena durabilidad mecánica para evitar la desintegración de los pellets en polvo, el cual posee unas propiedades de combustión diferentes y genera problemas en los procesos de transporte, descarga, almacenamiento y combustión.
La degradación del pellet puede dar lugar a finos que implican una mayor emisión de polvo en los almacenamientos, daños en las calderas, menor eficiencia, más cenizas volantes y mayores emisiones de
aerosoles.
Para reducir la presencia de finos conviene evitar las causas que los generan:
  • El bombeo de los pellets a larga distancia y a una diferencia de alturas grande (por ejemplo, si se almacenan los pellets en un desván).
  • Daños en las tuberías y conexiones (tornillos, soldaduras con bordes afilados,...).
  • Silos de almacenamiento mal dimensionados (placas deflectoras demasiado cercanas al final de la tubería, placas deflectoras inadecuadas, pendientes no suficientemente inclinadas, ...).
  • Conexiones no estandarizadas de tuberías.


¿Qué son los pellets? y claves para elegirlos



Los pellets de madera son unas pequeñas piezas compuestas por restos naturales procedentes de las labores de limpieza de bosques e industrias madereras. Estos residuos se trituran y se convierten en virutas. Una vez secos, se prensan en forma de cilindro para reducir las resinas y el nivel de humedad de la madera. En esta fase no es necesario emplear ningún tipo de aditivo ya que el lignito, un componente propio de la madera, actúa como conglomerante natural. Este proceso proporciona a los pellets más densidad y una apariencia brillante similar a la de un acabado en barniz. Su apariencia es similar a la de la comida de conejos.

Pellets


Otra de las ventajas de las estufas que funcionan con pellets frente a las chimeneas que se alimentan de leña es el sencillo almacenamiento de este combustible. Necesitan menos espacio que la madera natural y, al estar empaquetados en sacos o en bolsas, son fáciles de manejar. Conviene asegurarse de que el lugar donde se almacenan se encuentra seco y aireado. Los pellets sometidos a una excesiva humedad se hinchan, pierden rendimiento calorífico e incluso se estropean si el agua penetra en ellos.
Claves para elegirlos

Caldera de Pellets
Tolva para pellets
Sinfín


Los tamaños y los precios de los pellets son muy variados. No obstante, es aconsejable optar por materiales que garanticen una mínima calidad. De lo contrario, la estufa se ensucia en exceso y se atasca. Es posible que el encendido del combustible sea brusco y que a largo plazo origine una oxidación en la cámara de combustión por un excesivo condensamiento.

La calidad de los pellets se reconoce por su color y el estado de la pieza. Deben ser brillantes, lisas, con una longitud uniforme y carecer de polvo. Otros aspectos que proporcionarán un rendimiento óptimo son:


Deben estar libres de cuerpos extraños, como restos de papeles, rebabas de metales o tierra.


Es preciso que el pellet sea compacto y no se desmorone en exceso durante su manejo. No tiene que tener demasiado serrín o polvo. En ese caso, su combustión produce más cenizas y hollín de lo deseable y la estufa se ensucia con más facilidad.


El pellet no tiene que estar agrietado. Si se distinguen en él unos cortes profundos, está hinchado o reventado, la pieza tiene humedad. Su rendimiento calorífico desciende y aumenta la presencia de humos en la combustión.


Su color ha de ser uniforme. Si el cilindro tuviera motas o puntos de colores llamativos delataría la presencia de desechos de formica y plásticos, junto con el serrín natural.


Los pellets han de tener mayor densidad que el agua. Para comprobar la calidad de las piezas se sumerge una pequeña cantidad en un recipiente. Si la calidad es buena, los pellets se hundirán, mientras que el resto flotará. Si pasados cinco minutos las piezas que permanecen en el fondo no se deshacen, significa que contienen aglutinantes o colas. Esto provocará más humo en la combustión.

jueves, 8 de agosto de 2013

Fórmula para calcular la cantidad de frigorías de un aire acondicionado


Para un exacto cálculo de frigorías necesarias de un aire acondicionado es necesario tener en cuento múltiples factores como la temperatura media de la región, los materiales de las paredes del ambiente, sobre todo de las externas, tipo y tamaño de las aberturas y el tamaño de la habitación.

Sin embargo para refrigerar un ambiente de una casa familiar se puede aplicar una ecuación muy simple que da un resultado bastante fiable.

Para poder calcular las frigorías que necesitamos en el aire acondicionado debemos conocer los metros cúbicos de la habitación. Para ello debemos multiplicar el ancho de la habitación por el largo y por el alto, todo usando como unidad el metro. El resultado de esta multiplicación nos dará los metros cúbicos del lugar. Por ejemplo 5m x 4m por 2,5m de alto es = 50 m3


Hallamos el volumen del local a climatizar



Si a este valor lo multiplicamos por 50 obtendremos la cantidad de frigorías que necesita el aire acondicionado. Siguiendo el ejemplo 50m3 por 50 = 2500 frigorías.

De los valores comerciales de frigorías se tomará el inmediato superior al valor calculado anteriormente. Generalmente será 2750 frigorías.

Un aire acondicionado de menor capacidad generará un consumo excesivo y no podrá mantener la temperatura en días muy calurosos. Uno muy grande será malgastar el dinero, porque no se disminuirá el consumo.

La temperatura aconsejada y regulada por el RITE para programar el equipo de aire acondicionado debe estar entre 24 y 26 grados. Temperaturas inferiores son perjudiciales para la salud, en especial si se está expuesto a salidas con grandes diferencias de temperatura.


Aire Acondicionado tipo Split

viernes, 26 de julio de 2013

Nueva etiqueta energética de electrodomésticos


Etiqueta energética de electrodomésticos

La etiqueta energética es un identificativo informativo del consumo y las prestaciones que tiene un electrodoméstico. Permite a los consumidores conocer aquellos equipos de mayor eficiencia energética.

Hasta ahora, esta clasificación energética se ha basado en la asignación de una letra y un color, que va del verde oscuro y letra A (máxima eficiencia) al rojo y letra G (mínima eficiencia).

En junio de 2010 la Unión Europea creó un nuevo diseño de la etiqueta energética, manteniendo las siete clases energéticas y la escala de colores, y añadiendo tres clases adicionales, A+, A++ y A+++.

La nueva etiqueta es utilizada en todos los Estados Miembros de la Unión Europea. Tiene una estructura independiente del idioma, más comprensible, que utiliza pictogramas para informar a los consumidores sobre las características y el rendimiento de un electrodoméstico. Los pictogramas son comunes en los 27 Estados Miembros de la Unión Europea y no requieren traducción a todas las lenguas oficiales de la Unión Europea.

Desde diciembre de 2011 es obligatorio que los electrodomésticos que salgan al mercado lleven el nuevo etiquetado energético, si bien aquellos que ya hayan salido a la venta pueden conservar el antiguo por tiempo indefinido.

Las dos etiquetas que se pueden encontrar actualmente en el mercado son las siguientes:
Come on labels y el nuevo etiquetado energético.
Lectura de la nueva etiqueta energética de electrodomésticos
Etiquetas en el mercado: Izq. la actual y drch. la nueva.

Etiquetado Energético de los electrodomésticos

¿Qué es el etiquetado energético?
Etiquetado energético

Aparentemente todos los electrodomésticos son iguales, y muchas veces la diferencia de precios entre marcas y modelos no responde a ninguna razón clara. Sin embargo, la etiqueta energética nos puede ayudar a conocer la eficiencia energética de los electrodomésticos de una forma sencilla y que permite compararlos.

El etiquetado energético de los electrodomésticos pretende mostrar al consumidor la diferencia entre los consumos de dos aparatos electrodomésticos de similares prestaciones. Una vez que hayamos identificado dos aparatos similares: dos frigoríficos de dos puertas, con la misma capacidad en el refrigerador y el congelador podremos compararlos según su etiqueta y su consumo energético anual.
Aparatos sujetos al etiquetado energético

Los aparatos que están obligados a mostrar la etiqueta de calificación energética son:
Frigoríficos, congeladores y combis
Lavadoras, secadoras y lavadoras-secadoras
Lavavajillas
Hornos
Máquinas de aire acondicionado
Bombillas

Información que proporciona el etiquetado

La información que proporciona la etiqueta energética varía en función del aparato, en todos se muestra la clase energética pero además se dan datos específicos: consumos eléctricos, anuales, por ciclo, consumo de agua, nivel de ruido en operación, eficacia de lavado, etc.

Clasificación energética

La etiqueta energética clasifica los electrodomésticos mediante la asignación de letras y colores. Existe una lista de 7 letras y 7 colores que van desde la A hasta la G, y del verde hasta el rojo, siendo la letra A y el color verde indicativos de un electrodoméstico de máxima eficiencia y la G y el color rojo el de menor eficiencia.

Frigoríficos, congeladores y combis también disponen de etiquetado, pero en su caso existen además dos clases energéticas más exigentes, la A+ y la A++, siendo ésta última la más eficiente de todas.

Según la legislación vigente es obligatorio mostrar la etiqueta energética de los diferentes modelos de electrodomésticos en los puntos de venta de los mismos, al igual que el fabricante está obligado a facilitar esta información al vendedor.

Ejemplo de uso

A modo de ejemplo, podemos decir que el consumo energético de un frigorífico clasificado con la letra A respecto a otro de clasificación energética G, puede llegar a ser 3 veces mayor. La diferencia de consumo puede alcanzar 460 kWh/año, representando al año más de 50 euros, que se multiplican por el número de años del aparato, amortizando ampliamente la diferencia de precios entre los dos electrodomésticos.

miércoles, 24 de julio de 2013

Descripción de los diferentes tipos de aire acondicionado


TIPOS DE AIRE ACONDICIONADO

En el mercado existen multitud de tipos de sistemas de aire acondicioando, aquí trataremos los más comunes explicando su forma y funcionamiento, intentando detallar cuales pueden ser sus ventajas e inconvenientes. Esta descripción no debe tomarse como absoluta ya que para cada tipo existen diferentes variantes y siempre depende del lugar donde se vaya a realizar la instalación.


DOMÉSTICOS


De ventana

De ventana: Una caja cuadrada contiene todas las partes funcionales del sistema. Debe colocarse en un boquete practicado a la pared de tal forma que quede una mitad del aparato en el exterior y la otra mitad en el interior. Ventajas: Bajo costo de instalación. Fácil mantenimiento. Inconvenientes: Suelen consumir un poco más de electricidad. Son, por lo general, ruidosos y en algunas comunidades no se permiten al tener que hacer un gran boquete en la pared del edificio.


Tipo Split

Split (de pared): Son los equipos que más se están instalando en la actualidad ya que presentan muchas ventajas frente a los de ventana y son relativamente económicos. La unidad que contiene el compresor se encuentra en el exterior del edificio y se comunica con la unidad interior (evaporador - condensador) mediante unos tubos por lo que el agujero que hay que practicar en la pared es relativamente pequeño. La variedad de potencias ofertada es muy amplia. Ventajas: Los niveles de ruido son muy bajos y son muy estéticos, sobre todo los de última generación. El mantenimiento es sencillo. Inconvenientes: Las instalación es más complicada que en los modelos de ventana por lo que su coste es mayor. Es difícil de colocar en determinados sitios, como parades pre-fabricadas.

Tipo Casette

Split (consola de techo): Su funcionamiento es similar a los de pared aunque suelen ser de mayor capacidad. Su instalación es mas costosa y compleja. Ventajas: Elevada capacidad en un solo equipo (desde 36000 hasta 60000 BTU) muy indicados para grandes espacios. Inconvenientes: Elevado coste de instalación. Suelen ser algo más ruidosos.

Portatil o pinguino

Portátil: Incorporan todo el sistema en una caja acoplada con ruedas de tal forma que se puede transportar facilmente de una estancia a otra. Dispone de una manguera flexible que expulsa el aire caliente hacia el exterior. Ventajas: No requiere de instalación. Se transportan con facilidad y emiten muy poco ruido. Inconvenientes: Suelen ser bastante caros si tenemos en cuenta la relación calidad-precio. No son muy potentes.

Tipo fancoil

Centrales (compacto o tipo split usando fancoils): La idea es la misma que en los de tipo Split pero la instalación es mucho mayor. Se utiliza en acondicionamiento completo de edificios. Su coste es muy alto pero ofrecen un alto nivel de confort. Ventajas: Agrega mucho valor a la vivienda que cuenta con ellos. El mantenimiento es sencillo y espaciado en el tiempo. Inconvenientes: Alto coste de instalación, utilización de conductos, plafones y techos rasos.



COMERCIALES


Tipo Split

Split (consola de pared): Este modelo resuelve necesidades en comercios y locales pequeños como cibers-cafés, peluquerías, barberías, locales pequeños, etc. Ventajas: fácil instalación y relativamente bajo costo de la misma. Mantenimiento mas espaciado y relativamente fácil. Desventajas: Se deben aplicar en locales con pocas separaciones pues no cuentan con un tiro de aire muy fuerte. los locales deben tender a ser cuadrados en vez de muy "rectangulares" (un pasillo muy largo por ejemplo). Baja capacidad.

Tipo Split de Pared

Split (consola de techo): Es ideal en pequeños locales y comercios, como panaderías, comercios con alta rotación de clientes y ambientes abiertos. Ventajas: Instalación relativamente sencilla y de bajo costo para el tipo de aplicación. Silencioso, y si queda bien instalado ayuda a la decoración de muchos ambientes comerciales. Generalmente se puede aplicar en lugares que ya se encuentran decorados sin afectar demasiado la apariencia del local. Inconvenientes: Mantenimiento tiende a ser mas periódico y frecuente en aplicaciones de ambientes de alta rotación de personas.

Tipo Fancoil

Centrales (compacto o tipo split usando fancoils): Este diseño se aplica con mucha frecuencia en locales donde se requiere de un confort extra y de un mayor nivel de decorado. Ventajas: Da imagen de alto valor y diseño costoso. Alta estabilidad térmica y mantenimiento relativamente espaciado en el tiempo. Inconvenientes: Altísimo costo de instalación inicial, requiriendo de decoración y uso de plafones y techo rasos de alto costo de instalación. Uso obligado de conductos.
Roof-Top

Roof-Top: Las unidades Roof-Top destacan por su fácil instalación. Al tratarse de una unidad compacta, se elimina el trabajo de conexiones frigoríficas, y proporciona la máxima flexibilidad al permitir seleccionar entre la desembocadura de los conductos lateral e inferior.

Caldera de Biomasa, ¿qué es y cómo funciona?


Caldera de biomasa, ¿qué es y cómo funciona?

Las calderas de biomasa son aquellas que utilizan combustibles naturales provenientes de fuentes renovables para su funcionamiento. Los pellets de madera, procedentes de residuos forestales o de los excedentes de industrias madereras, huesos de aceituna, cáscaras de frutos secos, leña etc. son las fuentes de energía natural que emplean las calderas de biomasa.
El biocombustible del que se alimentan las calderas de biomasa, resulta más económico que los combustibles tradicionales (gasóleo, propano, etc...), siendo su precio, además, más estable a través del tiempo, ya que no depende de los precios que fijan otros países.

Su alto poder calorífico por unidad de peso, (alcanza las 4.200 kcal/kg) hace del biocombustible una forma de energía rentable y renovable y aporta a la caldera de biomasa unos rendimientos caloríficos que casi alcanzan el 100%. Además, su caracterización como fuente energía renovable, hace que las Administraciones subvencionen su uso.

Comparado con combustibles fósiles, un kilogramo de pellet tiene la mitad de poder calorífico que un litro de gasoil. En otras palabras, necesitaremos dos kilos de pellet o hueso de aceituna para producir la misma energía que un litro de gasoil. Un m3 de pellet pesa aproximadamente unos 650 Kg. Así pues, si en un año consume 2.000 litros de gasoil necesitará unos 4.000 Kg. de pellet o hueso de aceituna, lo que ocupará aproximadamente unos 6 m3.

Tipos de calderas de biomasa según combustible

-Calderas de pellets: Unicamente se alimentan de combustibles uniformes tipo fluido, como pellets o huesos de aceituna, que se absorven a la caldera por medio de succión o tornillo sin fin. Son las más comunes para potencias medias (uso doméstico).

Ejemplo caldera de pellets

-Calderas de policombustible: Pueden alimentarse con todo tipo de biocombustible triturado, lo que requiere mayor capacidad de almacenamiento. Son de mayor tamaño y potencia (uso industrial).

Ejemplo caldera policombustible

-Estufas de leña: Utilizan troncos de leña para su combustión. Por su alto valor estético a modo de chimenea francesa, se fabrican de diseño para uso doméstico.

Ejemplo estufa de leña


Funcionamiento caldera biomasa

Una caldera de biomasa funciona de una forma similar a una caldera de gas. El quemador de combustible quema el pellet que se le proporciona, generando una llama horizontal que entra en la caldera, como suele suceder en los sistemas de gasóleo.

El calor generado durante esta combustión (en este caso de combustible natural) es transmitido al circuito de agua en el intercambiador incorporado en la caldera. El agua caliente generada se utiliza para calefacción y agua caliente sanitaria, climatización de piscinas, etc. La calefacción puede ser por cualquiera de los sistemas convencionales de agua, por ejemplo, suelo radiante, radiadores o fancoils.

Las calderas de biomasa necesitan un contenedor o silo para el almacenaje del biocombustible situado próximo a la caldera. Desde el mismo, un alimentador de tornillo sin fin o de succión, lo lleva a la caldera, donde se realiza la combustión. El combustible tipo pellet debe almacenarse con una inclinación de unos 45º para su correcta inserción en la caldera.

Al quemar biomasa se produce algo de ceniza, que se recoge generalmente de manera automática en un cenicero que debe vaciarse unas cuatro veces al año.

Para optimizar el funcionamiento de la caldera de biomasa, podemos instalar un acumulador, que almacenará el calor de una forma similar a un sistema de energía solar.

Esquema funcionamiento caldera de pellets


Ventajas de instalar una caldera de biomasa

-Energía limpia: emiten CO2 neutro, ya que proviene de combustible natural
-Energía barata: el precio de la biomasa no depende de mercados internacionales como los combustibles fósiles, además de ser mucho más bajo. Además, al ser energía renovable, recibe subvención del Gobierno.
-Energía segura: la biomasa, a diferencia del gas, no puede explotar.

lunes, 8 de julio de 2013

¿Qué es la tecnología Inverter?



Un inverter sirve para regular el voltaje, la corriente y la frecuencia de un aparato, es un circuito de conversión de energía. Así sin más, no dice gran cosa pero puede servirte para hacer un gran ahorro en tu factura eléctrica.

Un sistema de climatización tradicional que quiera, por ejemplo, enfriar una habitación a una determinada temperatura (24ºC), lo hará repitiendo continuamente ciclos de encendido/apagado, mientras que uno con tecnología Inverter llevará más rápidamente la habitación a la citada temperatura sin necesitar después esos ciclos. En el gráfico siguiente, la línea roja representa la temperatura en esa habitación empleando un sistema tradicional, y la verde la de uno con Inverter.

Gráfica Tª y tiempo equipo todo-nada (en rojo) e inverter (en verde)

En el área sombreada están las temperaturas de confort, podrían ser 24.2ºC- 23.7ºC… , en ese área se va a mover un equipo inverter. Estaremos cómodos pues no notaremos las típicas fluctuaciones desagradables de los sistemas convencionales. Un equipo no inverter nos enfriaría la habitación a 23ºC o más, pararía hasta que la habitación se calentara a temperaturas de más allá 25ºC, y luego arrancaría para empezar así un nuevo ciclo.

Estos continuos ciclos acortan la vida de las máquinas y provocan consumos mayores, mientras que con la tecnología inverter se puede ahorrar desde un 25% hasta un 50%, dependiendo de su uso. Además, las bombas de calor con esta tecnología son también más eficientes, pues pueden seguir operando en óptimas condiciones incluso cuando la temperatura exterior es mucho menor a 6ºC.

sábado, 29 de junio de 2013

Como funciona un aire acondicionado

Partes/esquema de un aire acondicionado

El funcionamiento de un aire acondicionado es una especie de misterio para muchos de nosotros. Los  hornos son fáciles de entender: calientan el aire y lo inyectan por toda la casa a través de los conductos. Las calderas producen agua caliente o vapor y la desplazan por la casa mediante tuberías. Pero, ¿cómo producen los sistemas de aire acondicionado un agradable aire frío y deshumidificado?

Cómo Funciona un Aire Acondicionado

Piense en un aparato de aire acondicionado como una máquina que extrae el calor de su casa y lo expulsa fuera de ella mediante el uso de cinco partes interrelacionadas:
Refrigerante
Compresor
Condensador
Válvula de Expansión
Bobina del Evaporador

Existen muchos tipos de sistemas de aire acondicionado que se pueden utilizar en el hogar, incluyendo de ventana, portátil, sin ductos y aire acondicionado central. Sin embargo, todos ellos utilizan los siguientes componentes y refrigeración de expansión directa. 

Refrigerante
El refrigerante es la "sangre" que bombea a través del sistema de aire acondicionado. Cambia de estado de vapor de gas a líquido a medida que recoge el calor de la casa y lo saca al exterior. El refrigerante es especial, ya que tiene un punto de ebullición muy bajo, lo que quiere decir que cambia de líquido a vapor a bajas temperaturas.

Compresor
Piense en el compresor como una especie de "corazón" del sistema que bombea refrigerante por todos los componentes de refrigeración en un gran bucle. El refrigerante entra al compresor como un vapor caliente de baja presión y sale de allí como un vapor caliente de alta presión.

Condensador
Desde el compresor, el vapor de refrigerante caliente pasa al condensador. Aquí, el vapor de refrigerante caliente a alta presión es enfriado por el aire que es soplado sobre las bobinas de condensación con aletas por el ventilador del condensador, a medida que se desplaza por las bobinas con aletas. A medida que el refrigerante se "enfría", cambia de estado de vapor caliente a líquido caliente a alta presión y pasa a la válvula de expansión. El compresor, la bobina del condensador y el ventilador del condensador están situados en esa gran caja ruidosa que está en el patio trasero, a menudo llamada unidad de condensación

Válvula de Expansión
La válvula de expansión es lo que realmente hace el trabajo. A medida que el líquido refrigerante caliente pasa a través de una pequeña abertura a alta presión en la válvula por un lado, sale como una niebla fría a baja presión por el otro lado porque a medida que un gas se expande, se enfría. Así que ahora tenemos un vapor frío líquido a baja presión que pasa a la bobina del evaporador.

Bobina del Evaporador
El líquido frío a baja presión qie sale de la válvula de expansión ahora pasa por la bobina del evaporador situada en la cámara de mezcla del horno. Aquí el aire caliente de tu casa sale a través de la bobina del evaporador y lo calienta, mientras que la bobina fría enfría el aire que sopla a través de ella y lo devuelve al hogar. A medida que el refrigerante se calienta, hierve y cambia de líquido frío y se evapora en un vapor caliente. A partir de ahí pasa nuevamente al compresor y la unidad de condensación exterior y el ciclo de enfriamiento continua.

viernes, 28 de junio de 2013

Bombona UD-125 y Válvula Kosangas



Simbología
simbología

Definición

Dispositivo de conexión rápida que permite la extracción y utilización del gas contenido en el interior de la bombona a una presión de 32 g/cm2.

Esquema
esquema




Descripción.

El regulador kosangas k-30 lleva en su parte superior una palanca para abrir y cerrar el paso de gas. Está protegido contra el riesgo de rotura de su diafragma, por medio de una válvula de seguridad, situada en la cámara de baja presión, que se dispara dando salida al gas, por la parte superior del regulador, cuando la presión en dicha cámara supera el valor de 120 g/cm2.
En su parte inferior (y por el interior) el regulador tiene forma cilíndrica, disponiendo en dicha parte de tres orificios, en donde se encuentran alojadas tres bolas para asegurar la conexión del regulador a la válvula de salida del gas de la bombona. Va dotado de una tetina de las características indicadas en la ficha AT-G-07.1.1., para la conexión del tubo flexible.
Características constructivas del regulador k-30 (32 g/cm2).

Algunas características constructivas son:

Material: Caja metálica de aleación ligera, anillo de baquelita, resortes y bolas de acero inoxidable.

Caudal máximo: 3 kg/h.

Presión de apertura de su válvula de seguridad: 120 g/cm2.

Una de las ventajas del diseño y construcción de este regulador, es que en caso de estar sometido a un incendio, cuando se encuentra conectado a la bombona, la baquelita que forma parte de su regulador, se funde, desconexionándose de la válvula de la bombona e interrumpiendo la salida de gas.
regulador cerrado y abierto

Gráfico de funcionamiento
Gráfico de funcionamiento

Envases, tipos.


Envases, tipos.
Medidas y partes UD-125 




Esquema válvula UD-125


QUEMADORES DE COMBUSTIBLE LIQUIDO DE PULVERIZACION MECANICA



Vista delantera de un quemador tipico de gasoil
Vista trasera de un quemador tipico de gasoleo


Definición general de quemador.
Los quemadores son aparatos o mecanismos cuya función es preparar la mezcla de combustible + comburente para realizar su combustión. En el quemador, combustible y comburente (aire) entran por separado y se regula la cantidad de cada uno, mezclándose lo más perfectamente posible para conseguir una buena combustión, e iniciándose su encendido en el propio quemador.

Definición de quemador para combustibles líquidos de pulverización mecánica.
Son los únicos utilizados en la actualidad en las instalaciones de calefacción y A.C.S. Estos quemadores utilizan habitualmente como combustible gasóleo C o fuel pesado, .y su aspecto general es el de la figura siguiente.


Estos quemadores realizan las siguientes funciones:
Mantener constante la proporción de la mezcla combustible/comburente.
Asegurar que todo el combustible está en contacto íntimo con el aire.
Proporcionar la cantidad suficiente de aire para realizar la combustión.

Cualquier quemador de pulverización mecánica se compone de tres circuitos fundamentales, que son:
- Circuito hidráulico, o de combustible.
- Circuito neumático, o de aire (comburente).
- Circuito eléctrico, o de control y accionamiento de elementos.

Los componentes principales que integran estos circuitos y que se analizan posteriormente son:

- BOMBA DE COMBUSTIBLE. Que es del tipo de engranajes y cumple una doble misión: aspirar el combustible desde el tanque de almacenamiento y suministrar la presión suficiente para la pulverización del combustible en la boquilla o chicler de pulverización, para realizar una combustión perfecta.
- BOQUILLA. También denominado chicler, inyector o tobera, este elemento es el punto final del circuito hidráulico o de combustible y su perfecto estado es fundamental para el buen funcionamiento de la combustión y por tanto del quemador. Se puede considerar parte del cabezal de combustión que se describirá posteriormente.
- VENTILADOR. O turbina, su misión es aportar la cantidad de aire necesaria para la combustión, en función del caudal de combustible. Es del tipo centrífugo para vencer las pérdidas de carga en el hogar de la caldera y en el propio quemador, su eje es accionado directamente por el motor, excepto en los grandes quemadores.
- MOTOR. Su eje arrastra la bomba y, como se ha dicho, generalmente también el ventilador. La tensión de utilización puede ser monofásica o trifásica, según la potencia.
- CLAPETA DE AIRE. Es la compuerta para regular el caudal de aire que se introduce en el circuito neumático por la acción del ventilador. En algunos casos es accionada por un pistón hidráulico.
- PROGRAMADOR o CAJA DE CONTROL. Realiza las funciones de automatismo del quemador, para la secuencia de puesta en marcha, vigilancia de la continuidad de la combustión y de la seguridad de su funcionamiento.
- CABEZAL DE COMBUSTION. Es la parte del quemador donde se realiza la mezcla de combustible
+ aire y se inicia la combustión. Este componente es uno de los más importantes del quemador y está integrado por varios elementos que se estudiarán a continuación.

Purgar la instalación de calefacción


Con la llegada del invierno es necesario purgar correctamente los radiadores de calefacción.

Sera necesario para que tu calefacción sea efectiva y consumir el menor combustible posible.
Si en el circuito de calefacción existe aire, no va a calentar correctamente. Para extraer el aire de losradiadores se realiza a través del purgador.

Existen dos tipos de purgadores “manual” y “automático” sea cual sea el tipo de purgador siempre esta colocado al extremo opuesto de la llave de apertura y cierre del radiador.
Tipos de purgadores



En un circuito de calefacción puede existir aire por diversos motivos, en una instalación nueva porque el circuito a perdido presión y entra aire por los purgadores de botella situados en la parte mas alta de la instalación o porque el agua se corrompe, esto sucede habitualmente en los radiadores de aluminio.
Es sencillo saber si existe aire en los radiadores, tu mismo puedes comprobarlo.

Enciende la calefacción y comprueba uno por uno que el radiador calienta completamente tanto por la parte superior como por la inferior, si no se calienta totalmente es que tiene aire en su interior. Otra señal de la existencia de aire es el característico ruido de gorgoteo.

Si tu vivienda tiene mas de una planta el aire se va a acumular en la parte mas alta. Una manera muy efectiva de purgar bien la instalación es poner en marcha la calefacción desde el termostato ambiente, ponlo a 30º C, al máximo, para que la calefacción no pare, cierra todas las llaves de entrada de todos losradiadoresy deja abierta la llave del radiador donde vas a sacar el aire, de esa manera obligas al aire, esté donde esté, a llegar al único radiador que tienes abierto, a continuación dispón de un recipiente pequeño, colócalo bajo el purgador y con un destornillador plano o una moneda de 5 céntimos gira el tornillo del purgador hasta que oigas salir aire o veas agua. Procura no abrir demasiado el tornillo, este no tiene tope y si lo sueltas totalmente te va a salir el agua a chorros. No tengas miedo de sacar toda el agua que sea necesario pues una vez comienza a salir agua no quiere decir que hallamos extraído todo el aire.

Durante este proceso es necesario ir comprobando la presión del circuito de calefacción en la caldera y no dejar que baje a 0,5 bar , ya que si dejamos la instalación sin presión va a entrar aire por los purgadores de botella normalmente ocultos sobre la talla, así que estarás sacando aire por los radiadores pero entrará por estos purgadores.
manómetro





Saca aire del radiador y comprueba la presión, si ha bajado demasiado vuelve a llenar con la llave de llenado a 1,5 bar, sigue sacando aire del radiador. Finalmente vuelve a abrir todas las llaves de los radiadores y comprueba la presión de la caldera que este a 1,5 bar.

Es posible que tengas que repetir este proceso tras varias horas de funcionamiento de calefacción sobre todo si la instalación acumulaba mucho aire. Comprobarás como los radiadores se calientan totalmente, no hacen ruido y a la caldera no trabaja tanto para llegar a la temperatura deseada.

Con los purgadores automáticos no ocurre lo mismo, con los años se obstruyen y se taponan totalmente impidiendo sacar el aire, siendo prácticamente imposible purgar bien la instalación.

Bajo mi experiencia personal prefiero los purgadores manuales, con éste tipo de purgadores solo necesitas realizar el purgado una vez al año.

Si tu vivienda es de una planta también puedes proceder igualmente siguiendo los pasos.

Algunos consejos para tus radiadores de calefacción.

Si observas alguna fuga de agua por algún radiador, repárala lo antes posible, el agua terminara oxidando el elemento del radiador y mas tarde la reparación es mas costosa. Normalmente una fuga de agua se debe a una junta. Obviamente el coste de una junta es bastante inferior al de un elemento.

No te apoyes ni coloques peso sobre los radiadores pues llegan a descolgarse de sus soportes y puedes provocar una gran fuga de agua en cualquiera de sus partes.

Si al llegar el final del invierno vas a cerrar las llaves del radiador, no cierres la detentora situada en la parte inferior, estas llaves van calibradas según la distancia a la caldera.

Puedes colocar llaves termostáticas en los radiadores para regular la temperatura.

Si notas el ambiente muy seco coloca pequeños recipientes con agua sobre el radiador, estos humidifican el ambiente. Acuerdate de renovar el agua y limpiar el recipiente.

Otra avería común en un calentador a gas natural o butano/propano


En ocasiones es posible que el calentador aparentemente encienda bien pero el agua no caliente. El problema es estos casos es que tenemos un exceso de presión, el agua pasa tan rápido por el serpentín que no le da tiempo a calentarse. si nos fijamos en la ficha técnica del calentador sabremos
los litros que corresponde al aparato, los mas comunes son de 11 litros. Si tenemos la presión de red superior es muy posible que tengamos ese problema.
En algunas comunidades existen bombas de presión de comunidad donde es posible regular la presión desde la bomba si bien es cierto que hay algunos sencillos “trucos caseros” para resolver este exceso de presión.

Intercambiador de un calentador a gas


Puede ocurrir el caso contrario, que el agua se caliente demasiado. A parte de tener un selector de temperatura en el propio calentador es posible que la cal este obstruyendo el interior del serpentín y reduciendo el caudal que pasa por el, el agua pasa tan despacio que se sobre calienta llegando a quemar cuando sale por el grifo incluso puede ocurrir que tapone totalmente la salida de agua caliente. Existe una pieza de seguridad también para esta llamada clixon de temperatura esta puede cortar el funcionamiento total del aparato.

La solución a este problema seria una limpieza del serpentín que se puede realizar tanto manualmente como con una maquina especial para esta tarea.

Problemas comunes con un calentador a gas naturall o butano/propano



El calentador es uno de los elementos mas importantes del hogar pues nos proporciona agua caliente durante todo el año, cuando deja de funcionar es cuando nos damos cuenta de lo importante que es.
calentador de agua a gas



Con el paso de los años, los calentadores se han ido modernizando tanto en prestaciones como en seguridad, debemos tener en cuenta que muchos de los calentadores instalados se encuentran en el interior del hogar y esto conlleva un riesgo, es por esta razón que se han ido incrementando las medidas de seguridad y por lo tanto, mas posibilidades de que algunas de estas piezas fallen dejándonos sin servicio.

El problema mas común que nos podemos encontrar es la salida de humos, si esta no está correctamente habilitada puede provocar que los gases de la combustión se acumulen en la parte alta “corta-tiro”  provocando así la interrupción total del funcionamiento y saltando una “alarma” con un código
de error.
Esta pieza de seguridad llamada clixon de humos, esta situada en la parte alta del calentador, normalmente a la derecha, y detecta un exceso de temperatura.
termostato de seguridad


Un error muy común con el que me he encontrado para solucionar este tipo de problema es que lo han soltado de su anclaje y lo han dejado suelto en la parte mas baja, con esto consiguen que el calentador no se apague, sin ser conscientes del riesgo que esta practica conlleva. Con este tipo de actuación se pone en riesgo a las personas que habitan la vivienda por el conocido monoxido de carbono que produce el calentador. Tenemos que pensar que si el clixon esta colocado en determinado lugar es para cumplir su     función y alertarnos de que algo no va bien, el problema raíz no es el clixon si no la salida de humos, si esta salida esta correctamente no tendríamos por que tener problemas. Es posible que este obstruido el conducto de evacuación de humos por diversos motivos como algún elemento extraño, un nido de pájaros etc
debemos revisar esto y comprobar también que este conducto sea siempre ascendente, con los codos precisos y tener una longitud que marque el fabricante.

Otro problema que nos podemos encontrar es el “termopar” este se encarga de detectar si la llama piloto esta encendida dando así paso de gas al quemador, si esta pieza esta defectuosa jamas se encenderá el quemador. El fallo que produce es que no podemos encender la llama piloto. En este tipo de avería es
necesario la sustitución de la pieza. Estas piezas suelen ser asequibles y la sustitución es relativamente rápida aproximadamente unos 30 minutos.
Termopar